Carlos Resio, referente del Manifiesto Argentino

La Justicia, en deuda con la democracia

El Poder Judicial necesita convertirse en “un servicio de justicia que no tenga un poder corporativo como el que tiene ahora y pone en venta. Eso lo estamos viendo y está haciendo un daño espantoso”, sostuvo Carlos Resio, referente de Misiones en el Manifiesto Argentino, un colectivo político que propone la confluencia de los sectores nacionales y populares en una propuesta amplia que asiente nuevas bases de participación democrática.

A pocos días de que el Manifiesto emitiera su último documento, en el que denunció el anunciado nuevo endeudamiento con el Fondo Monetario Internacional como un instrumento “para que cada vez estemos más sometidos a sus órdenes de nuevos ajustes y modificaciones de los derechos económicos y sociales que el pueblo argentino construyó en décadas de lucha”, Resio repasó las propuestas de la organización con especial detenimiento en lo relativo al sistema de Justicia.

“La historia de los jueces que estamos viendo actuar desde hace 20 o 25 años ha sido zigzagueante, acomodaticia, sin ningún interés nacional ni popular, sólo guiados por el propio interés y la respuesta al poder de turno”, sostuvo, entrevistado por el programa “Contala como quieras”.

Resio habló de la necesidad de “poner en comisión y concursar todos los cargos” en el Poder Judicial para establecer “un servicio de justicia con un férreo control popular y con la revisión permanente de organizaciones sociales civiles no gubernamentales, que esté al servicio de los intereses populares y no de la familia judicial ni de los intereses de turno, que en general casi nunca están al servicio del pueblo”.

Señaló al respecto que “existen mecanismos internacionales y algunas experiencias que nos muestran que se puede hacer esa transformación”. Y refirió a instancias “en Naciones Unidas que han llevado experiencias de este tipo en países en vías de desarrollo que emprenden el camino de la descolonización, además de organizaciones no gubernamentales como la Fundación Adenauer, de Alemania, que tiene un capítulo dedicado a la reorganización de sistemas políticos en general”.

“También estanos muy vinculados con el Instituto (Arturo Enrique) Sampay, basado en el estudio de la Constitución de 1949”, agregó, al enumerar los basamentos de la propuesta de una reforma judicial, que consideró imprescindible: “La Justicia no tiene arreglo así como está”, definió.

El referente provincial del Manifiesto Argentino subrayó que ese reclamo es apenas una de las aristas que debe contemplar “un cambio transformador que nos saque de estos ciclos en los que estamos recayendo periódicamente: el eje vertebrador es una nueva Constitución Nacional, no una mera reforma” de la carta fundamental de la República.

“Tenemos que ir por más, porque si no todo termina siendo todo un maquillaje y un parche. Ya tenemos un trayecto democrático muy valioso, que nos ha dado sobreaviso de algunos cantos de sirenas en los que ya hemos caído, siempre con el pueblo de invitado mudo: se le miente, los derechos que se logran no quedan como definitivos”, afirmó.

“La Constitución dice que el pueblo no gobierna ni delibera sino a través de sus instituciones. Nosotros cuestionamos esto, porque estamos permanentemente deliberando, discutiendo, y lamentablemente no tenemos los espacios, salvo una votación cada dos años, cuando está probado que no basta que un tipo se pare en un debate y diga todo lo contrario de lo que va a hacer. Macri mintió y el odio cegó a la ciudadanía, que creyó en esas mentiras cegada por el odio”, sostuvo.

Apoyado también en el último documento del Manifiesto, que insistió en la necesidad de la participación ciudadana para la construcción de “una nueva democracia política, social, económica, ambiental y con igualdad de género y de orígenes étnicos”, Resio puso énfasis en el término “confluir” que proclama la organización: “Convocamos a todos los espacios populares y nacionales, con sus propias identidades y despojados de intereses particulares, a que confluyan como corrientes hacia un único objetivo, que es la grandeza de nuestro país y de Latinoamérica. Nosotros, humildemente, nos proponemos como un cauce para esa confluencia.”

En el archivo de audio que acompaña esta nota, la entrevista completa con Carlos Resio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *