martes, julio 16, 2024
Principales

El interior misionero llama al médico

“¿Qué hacen los intendentes para atraer médicos a sus localidades? ¿Qué le cuesta a un intendente ofrecerle una casa a un médico?”, se preguntó Luis Daniel Flores, presidente del Colegio de Médicos de Misiones, en un reclamo que apuntó a buscar soluciones para una alerta que se enciende en la provincia: la desigual distribución de profesionales de la salud, que en muchas localidades del interior, por ejemplo, deja sin pediatras a los más chicos.

Entrevistado en el programa “Contala como quieras” a propósito del Informe de Recurso Humano Médico que el Colegio presentó esta semana, Flores analizó las causas de esa deficiencia y llamó a buscar alternativas que “incentiven a los médicos a instalarse en esas zonas alejadas”.

Ese informe reseñó, por ejemplo, que 48 localidades del interior no cuentan con residentes pediatras, en uno de los puntos alarmantes que presenta la mala distribución de profesionales de la salud, mayoritariamente concentrados en Posadas y su área metropolitana.

La disparidad, en esa especialidad que comprende la atención a chicos de hasta 14 años, se refleja en que mientras la Zona Capital cuenta con un pediatra cada 703 niños la Zona Noreste apenas tiene un especialista cada 6.210 pacientes.   Y el cuadro se repite más o menos en las mismas proporciones en todas las áreas de la profesión.

«Honorarios paupérrimos»

“El médico no tiene paritarias. No tenemos voto y ni siquiera voz en los honorarios que nos pagan”, dijo, al enumerar las razones de un cuadro preocupante, también generado por los bajos ingresos que perciben los profesionales, que se agudiza en las zonas más alejadas por la menor densidad poblacional y la consecuente reducción de oportunidades de trabajo.

“Cada obra social fija los honorarios que quiere y los paga cuando quiere. Incluyo en esto a las obras sociales sindicales, que cuando ejercen como patrones de los médicos no nos pagan ART (Aseguradoras de Riesgos del Trabajo), ni jubilación, ni secretaria… Con nosotros tienen mano de obra barata, con honorarios paupérrimos”, señaló.

“Salvo un número de profesionales que puedo contar con los dedos de una mano, todos los médicos tienen su ingreso básico a partir de su trabajo en la atención por obras sociales o prepagas. El Colegio fija honorarios, pero su cumplimiento no es obligatorio. Basados en un estudio de todos los costos que tiene el médico, establecimos un valor mínimo de 740 pesos la consulta básica, pero nadie lo cumple”, lamentó, y contó que los pagos que perciben van en un rango de 120 pesos a “algunos casos en que llega a los 450”.

Y anticipó, apoyado en esa falta de incentivos que generan las malas remuneraciones: “Va a haber una deficiencia mayor de médicos en el futuro inmediato.”

Flores subrayó, sin embargo: “A pesar de todas esas dificultades, la salud del misionero es buena a muy buena. No hay epidemias (salvo el caso puntual del dengue hace dos años), la mortalidad ha disminuido” especialmente “en los últimos cinco o seis años”, y le atribuyó a la política de salud pública provincial y al “denodado esfuerzo de los médicos” esos logros.

  En el archivo de audio que acompaña esta nota, la entrevista completa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *