Paro Internacional de Mujeres

Misiones tembló con el planeta

Las calles de las ciudades de la Argentina y de alrededor de 60 países en todo el mundo estuvieron cargadas de consignas de liberación feminista. “Si nosotras paramos, el mundo se para” gritaron millones casi al unísono y Misiones no estuvo ajena al llamado. Fue el segundo Paro Internacional de Mujeres y su contundencia no recuerda otros antecedentes que no estén relacionados en la historia con las luchas las mujeres.

La plaza 9 de Julio en Posadas estalló de voces en alto. Alrededor de ocho mil de mujeres encolumnadas en sus organizaciones sociales, políticas y sindicales o simplemente por decisión propia colmaron el principal paseo público después de marchar, a partir de las 17, desde el mástil de Uruguay y Mitre por las calles Junín, Bolívar, Córdoba y Félix de Azara con altos frente al ministerio de Salud Pública y la Comisaría de la Mujer. Muchos varones marcharon a la par.

Ya en la plaza, con poesía, canciones, obras teatrales y las voces de las sobrevivientes se le dio expresión al contenido del llamado internacional. “Ni una menos”, “Vivas nos queremos”, “Educación sexual para decidir, anticonceptivos para no abortar, aborto legal para no morir” rezaban los carteles y resonaba en los parlantes.

Se leyó un documento consensuado entre las 40 organizaciones que coordinaron la jornada y se escucharon testimonios de violencia de género; de exclusiones a las minorías trans, travestis, lesbianas, bisexuales, intersexuales, pansexuales y queers; de discriminación laboral y maltrato estatal. El más conmovedor lo dio una madre visiblemente afectada en su motricidad. Contó que fue golpeada ferozmente por su propio hijo y que aunque el joven la dejó en ese estado no puede expulsarlo de su casa. “Es mi hijo…” dijo llorando.
La tierra tiembla y hay pluralidad
“Hoy 8 de marzo la tierra tiembla. Las mujeres del mundo nos unimos y organizamos una medida de fuerza y un grito común: Paro Internacional de Mujeres. Nosotras Paramos. Hacemos huelga, nos organizamos y nos encontramos entre nosotras. Ponemos en práctica el mundo en el que queremos vivir. ‘Nosotras movemos el mundo /nosotras lo paramos’. Hoy estamos aquí convocadas por este inmenso movimiento de mujeres, trans, travestis, lesbianas, bisexuales, intersexuales, pansexuales y queers”. Así comenzaba el extenso documento que leyeron por párrafos las integrantes de la coordinadora de la marcha en Posadas.
En su segundo tramo se destacan las luchas por la libertad de la misionera Victoria Aguirre: “Somos quienes logramos arrancar de las garras de la justicia machista, misógina a Victoria Aguirre. –Estamos acá para decirle a la Fiscal Estela Salguero de Alarcón y a la corporación judicial que vamos a defender el fallo de la absolución. Este fallo que es una herramienta política para enfrentar colectivamente, desde el movimiento feminista, la criminalización de la pobreza“.
Enseguida destacaba que “hemos sido capaces de construir desde la pluralidad, respetando las diferencias existentes entre las más de cuarenta organizaciones que participamos, arribamos a acuerdos de base que son consensuados. Somos nosotres, sólo nosotres, lxs integrantes de este inmenso movimiento, quienes hemos logrado esto, este paro mundial, heterogeneo, plural, autoconvocado, autónomo y  horizontal, que le planta cara y le enfrenta el cuerpo  al patriarcado y el capitalismo“.
El texto culminó con el reclamo por la “libertad a Cristina Vásquez, condenada sin pruebas, y Mayra Bogado, presa injustamente sin prueba, privada de su libertad por su identidad de género. Justicia por Taty Piñeiro,  por Lucia Maidana, Irama FFeeryra, Evelyn Rojas, Paaulina Portilla, Marilin Barbaro, Oracelia Marazca, Melina y Maria Belen Rivas”
El documento completo: 8M en Misiones
Ellos atrás

Una cinta plástica alrededor del centro de la plaza marcaba el límite hasta donde podían llegar los varones. “Quédense atrás y si pueden no vengan, este es nuestro espacio”, repetían las militantes feministas. “No entiendo porqué nos niega estar junto a ustedes”, se quejaban algunos varones. El punto abrió una polémica que habrá que tener en cuenta y debatir. De eso se trata, de debatir y consensuar como reclamaron muchas desde el escenario.

El encuentro duró varías horas. Alrededor de las 21 todavía quedaban muchas mujeres compartiendo testimonios, cantando, hablando en grupos, debatiendo. El Paro Internacional de Mujeres tuvo su expresión multitudinaria en Posadas.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *