Contra el ajuste

Misiones también reclamó

Posadas , Eldorado y Jardín América fueron los escenarios desde donde los misioneros se sumaron a la marcha del 21F convocada por el gremio de los Camioneros, las CTA de los Trabajadores y Autónoma, la Corriente Federal de la CGT, La Bancaria, parte del triunviro de una CGT fracturada y organizaciones sociales que, en la ciudad de Buenos Aires, se concentrarán en la avenida 9 de Julio.

En Posadas se convocaron desde dos multisectoriales. Una se concentró en el Mástil de Uruguay y Mitre y fue organizada por la Coordinadora Provincial de Trabajadores/as en Lucha, en la que confluyen la Asociación de Trabajadores del Estado y la CTA Autónoma, y las organizaciones de la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP). La otra concentración fue a la plaza San Martin convocada por el Frente de Organizaciones Sociales (FOS), el Frente Patria, la CTD Aníbal Verón y otras agrupaciones.

Ambas convocatorias comenzaron sus marchas pasadas las ocho y coincidieron en sus recorridos frente a la delegación del Ministerio de Desarrollo Social, una de ellas llegó hasta el Instituto de Desarrollo Habitacional (Iprodha), y pasado el mediodía ambas se encontraron en la plaza 9 de Julio, donde se encontraron con manifestantes de espacios políticos como el Nuevo Encuentro, Manifiesto Argentino, La Cámpora, Frente de Unidad Peronista y Movimiento Nacional Alfonsinista, entre otros.

Los reclamos al Gobierno nacional contra el ajuste tuvieron su complemento en Misiones con los que sumaron las organizaciones sociales y los gremios. La implementación de la Emergencia Social y Alimentaria, el cese de la precarización laboral, la creación de empleo genuino, el cumplimiento del pago de lo adeudado por el Estado provincial y las municipalidades a las Cooperativas de Trabajo y el impulso a la Ley de Resguardo laboral fueron las reivindicaciones que se hicieron en la mesa de los funcionarios que recibieron a los agrupaciones en la delegación de Desarrollo Social de la Nación, en el Iprodha y en la de Gobierno local.

Tampoco estuvo ausente el repudio a las acciones que ya está desarrollando la agencia estadounidense  DEA en Misiones, que se sumó al rechazo al tarifazo energético, al Certificado Único de Salud (CUS), al acuerdo salarial firmado entre el Gobierno con los gremios UPCN y UDPM, las reformas tributarias, previsional y laboral, y el reclamo por un salario digno para la docencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *